Search

Loading...

Thursday, 30 July 2015

Podemos... ir en paz

Artículo publicado en La Gaceta (30/06/2015). Clic aquí para leer el texto en el periódico.

Está candente un suceso que nos retrotrae a una de las democracias más decadentes de la historia de España, que no por mucho mitificar, dejó de ser un desastre: la segunda República. Y no por forma de estado, no se alteren las izquierdas, sino porque se dio un cruce de libertades mal entendidas, que terminó en "cruzada".

Uno de los puntos clave fue el asunto religioso. Y no es que yo vea con malos ojos el estado laico, lo que aborrezco el estado laicista. Este último persigue y aniquila el sentir religioso, por ser opio del pueblo (curiosamente, a muchos marxistas les gusta el fútbol). Pero vayamos a lo concreto: no hay derecho a que tras años y años de habernos recuperado de la coacción religiosa de un estado totalitario, haya ahora quien pretenda volver a las "tradiciones" de una izquierda anquilosada y nos intente hacer creer que irrumpir en un local de culto con claros signos de hacerlo desaparecer es activismo.


Pablo Iglesias (quien no hace honor a su apellido) nos hace comulgar, pero con ruedas de molino. Podemos justifica que en una universidad laica, como la Complutense, no debería de haber capillas, como tampoco debería de haber mezquitas o sinagogas. La diferencia es que de tratarse de alguna de estas dos segundas, a la señora Maestre y su grupo de clitorianas no se les hubiera ocurrido entrar desnudas e interrumpir el culto (cosa igualmente deleznable). La cuestión no estriba en si es o no correcta la situación de la capilla en una universidad de más de 500 años; es, simplemente, que algunos sectores de la izquierda radical la tienen tomada con la Iglesia católica, y todo pretexto es bueno para injuriarla, atacarla e incluso, como en el 36, hacerla arder.

Esperaba una respuesta más adecuada del señor Iglesias, quien en su día declaró que se alegraría de entrevistarse con el Papa, tras aquel magnífico discurso socialdemócrata que el Santo Padre dio en el Parlamento Europeo. Otros comunistas españoles no quisieron ni escucharlo, pero Iglesias se quedó, y coincidió con él, según parece, en muchos puntos. Hoy rompe con su anterior amabilidad, y dice que lo que hizo la ex-alumna Maestre fue adecuado. Me gustaría saber si éste profesor de la misma universidad del altercado, también hace activismo delante de sus alumnos enseñándoles las partes nobles e incitándolos a ir en masa a avasallar centros donde se mueven ideas diferentes a las suyas.

En España, ni la extrema derecha, ni la extrema izquierda, han demostrado entender la libertad religiosa: la una no tolera confesiones que no sean católicas, y la otra tolera todas... Menos la católica. Esta falta de sentido común nos va a obligar a los ciudadanos a escoger, como antaño, la vía de la confrontación y el ataque a las libertades personales. Sugiero un poco de perspectiva histórica, respeto, y, por supuesto, la dimisión de Rita Maestre.

No comments:

Post a Comment